Entrenamiento-de-fuerza-como-tratamiento-en-personas-de-edad-avanzada-con-enfermedad-arterial-periférica

Entrenamiento de fuerza en personas con enfermedad arterial periférica

Entrenamiento de fuerza como tratamiento en personas de edad avanzada con enfermedad arterial periférica

El entrenamiento de fuerza cada vez está siendo aplicado como primera opción en muchas enfermedades sensibles al ejercicio como coadyuvante del tratamiento. El entrenamiento de fuerza (RT) mejora la capacidad de caminar en personas con enfermedad arterial periférica.

Estudio sobre los efectos del RT sobre la enfermedad arterial periférica, medida como la capacidad de caminar.

Recientemente se han publicado los resultados de un metaanálisis (Parmenter y col, 2019; Br J Sports Med 12-abr; doi: 10.1136/bjsports-2018-100205) cuyo objetivo fue investigar los efectos del RT sobre la enfermedad arterial periférica, medida como la capacidad de caminar (caminar sobre tapiz y/o test de los 6 min caminando).

Se seleccionaron 15 ensayos clínicos que realzaron solo entrenamiento de fuerza; 7 ensayos compararon RT con ejercicio aeróbico.

Se analizaron un total de 826 pacientes con una edad media de 67,1 años.

El entrenamiento de fuerza se realizó 2-7 veces/semana, de intensidad baja a elevada, con ejercicios combinados de la parte superior e inferior del cuerpo, con una media de 17 semanas de intervención.

Los resultados mostraron que en conjunto el RT mejoró la carga asociada al inicio de la claudicación y el total de distancia recorrida en el test de 6 min.

La intensidad jugó un papel clave en la mejora, con el entrenamiento de alta intensidad mostrando las mejoras más significativas.

Los autores concluyeron que el entrenamiento de fuerza mejora clínicamente la capacidad de caminar de pacientes con enfermedad arterial periférica, además, la mayor intensidad parece asociarse a mayores mejoras.

CONCLUSIÓN

El entrenamiento de fuerza mejora clínicamente la capacidad de caminar de pacientes con enfermedad arterial periférica, además la mayor intensidad parece asociarse a mayores mejoras.

Entrenamiento de fuerza como tratamiento en personas de edad avanzada con enfermedad arterial periférica
Entrenamiento de fuerza como tratamiento en personas de edad avanzada con enfermedad arterial periférica

OPINIÓN

Como en otras patologías cardiovasculares el entrenamiento de fuerza también muestra eficacia en la mejora clínica de pacientes con enfermedad arterial periférica.

Ello hace necesario que los médicos y fisioterapeutas conozcan bien esos beneficios que justifican la aplicación de esta modalidad de entrenamiento aisladamente o en combinación con ejercicio aeróbico en estos pacientes.

El control de la clínica durante las sesiones será clave para la seguridad de los pacientes, y el control de cargas en el entrenamiento será clave para una mayor eficacia.

José López Chicharro

Palabras clave: arterial periférica, entrenamiento de fuerza edad avanzada, ejercicio terapéutico cardiovascular


Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *